El control remoto y sin mando de los videojuegos en el que lleva bastante tiempo trabajando Microsoft, y que se basa en el reconocimiento de la voz y los movimientos del jugador, ha sido rebautizado en esta última E3, y pasa de llamarse Project Natal a llamarse Kinect.

Microsoft acaba de presentar hace unos minutos su sistema de control de videojuegos remoto y sin mando para la Xbox 360 en la feria E3. La primera novedad es que ha cambiado de nombre: Kinect.

Pero todavía les queda un gran camino por recorrer si quieren acortar terreno con el pionero de este sistema, Nintendo con su controlador sin hilos para su consola Wii, todo un éxito sin discusión desde su lanzamiento en 2006.

Tanto Sony como Microsoft han anunciado réplicas a esta oferta empujados por el éxito de Nintendo que ha vendido más de 28 millones de Wii, mientras que Sony ha colocado 20 millones de PlayStation 3 y Microsoft 12,3 millones de Xbox.

Pero hablando de Xbox 360. Tras cuatro años en el mercado ya era necesario una renovación. Y como los mandos se antojaban como una barrera para el jugador, Microsoft ha optado por Kinect, en otras palabras, ofrecer un sistema sencillo que no pida aprender complicadas instrucciones, por eso Kinect se basa en el reconocimiento de la voz y los movimientos del jugador.

Nintendo, con su sistema, consiguió incorporar un nuevo tipo de jugador a su consola. Microsoft pretende mejorar la oferta prescindiendo de cualquier tipo de mando.

Entre los juegos que prepara para este sistema están, según el diario: Kinectimals, para el entrenamiento de felinos; Joyride, un juego de carreras cuyo volante virtual se conduce con las manos; Kinect Sport, repertorio de deportes entre los que figuran el tenis y el fútbol y Kinect Adventures a través de un río. Junto a Lucas Arts prepara una versión de Star Wars.


Etiquetas: , , ,