El histórico edificio de la calle Gran Vía de Madrid se erige desde ayer como un espacio en el que la compañía Telefónica quiere aunar tecnología con entretenimiento. Este renovado recinto, que dispone en sus dos primeras plantas de una superficie superior a los 30.000 m2 pretende ser un punto de encuentro para los usuarios con gusto por conocer, tocar y probar las tecnologías más novedosas.

El interior del centro sorprende por su aspecto futurista, decorado con blancos, materiales brillantes y espacios lineales. Ya en la entrada se observa este aspecto al subir la escalera principal iluminada por numerosas luces LED. Aunque el centro dispone de múltiples salas que despiertan la curiosidad, especialmente llamativo es su apartado de domótica, donde podemos apreciar de primera mano las características de una verdadera casa "interactiva".

La tienda estará operativa de 10 de la mañana a 10 de la noche los 365 días del año contando con 80 empleados. Su apertura oficial para el público se dará el viernes 11, aprovechando que éste día Movistar empieza a comercializar también el nuevo iPhone 3G. En breve las plantas tercera y cuarta también serán abiertas y en ellas, de 4.000 m2 de área en total, se ubicarán los fondos de las Colecciones de Arte de la compañía y distintas exposiciones temporales.

Información cortesía de:


Etiquetas: , , ,