La noticia proviene del GSMA Mobile World Congress que se celebra durante esta semana en Barcelona, donde la compañía española de telefonía ha dado una conferencia donde explican los planes de viabilidad para el futuro cercano.

Se trata de una especie de patrocinio de las llamadas, y no solo esta pensado para las llamadas a móviles, sino también para los diversos servicios multimedia que ofrece Telefónica, a través de móvil, teléfono fijo, internet y televisión.

Los anunciantes podrán emitir su publicidad directamente a su público target, y gracias a estudios de mercado se podrá individualizar los contenidos para cada canal, pudiendo además el usuario elegir si acepta o no esos anuncios.

En lo referente a las llamadas, podrán bajar sensiblemente las tarifas e incluso tener minutos de llamadas gratuitas. Todo ello se enmarca dentro de las medidas tomadas para hacer frente a la crisis del sector publicitario, y para poner a prueba estas nuevas estrategias cuentan con la ayuda de grandes empresas tecnológicas como Alcatel y Sony Ericsson.

De momento no han declarado nada acerca del futuro de la publicidad vía SMS que tanta polémica está suscitando en los foros de los consumidores debido a su envío masivo y su intrusismo en el ámbito de lo privado.