El iPod Touch de primera generación ya fue "jailbreakeado" en su momento con bastante rapidez, pero la segunda generación parecía resistirse a un jailbreak definitivo. Jailbreak en los dispositivos de Apple se refiere a la forma en que pueden ser liberados de la esclavitud de la Apple Store, para que se puedan instalar aplicaciones caseras en él carentes de licencias para ser vendidas a través de la tienda online de la compañía de la manzana.

Si bien es de recibo recordar que realmente el iPod 2G ya tenía una jailbreak existente, pero hacía que su encendido y apagado dependiese de tener cerca un ordenador con unos programas instalados que permitían la iniciación del iPod.

O en su defecto el conseguir que nunca se apagase el iPod Touch en posesión, de esa manera siempre está con la liberación proporcionada por el jailbreak activa. Este jailbreak recibe el nombre de Tethered (encadenado en inglés) por su necesaria vinculación vía cable al ordenador para su posible funcionamiento tras apagar/encender.

Lo que propone ahora el Dev Team es poder disfrutar de un iPod Touch 2G liberado a todos los efectos para siempre, e incluso soportando futuras actualizaciones oficiales de Apple. Eso se debe a que esta vez el jailbreak se encuentra alojado en el sector de arranque, con lo que el bug encontrado es un filón de oro para mantener un iPod Touch sin ninguna limitación de contenidos.

Se puede consultar con todo lujo de detalles en la web oficial de los creadores de este jailbreak. Este proceso, es totalmente bajo responsabilidad del usuario y fuera de garantía por parte Apple, con lo que el usuario asume toda consecuencia debida al proceso delicado de hacer un jailbreak, que es bien sencillo para personas familiarizadas con los flasheos pero que puede convertir en un precioso reposa papeles o ladrillito el deseado iPod 2G que se adquirió en su momento.


Etiquetas: