Con 7 meses de vida, el Galaxy S de Samsung ha alcanzado los 10 millones de unidades vendidas antes de acabar el año, con lo que Samsung ha cumplido sus expectativas con uno de los teléfonos insignia de la marca.

En noviembre el Samsung Galaxy S había pasado los 7 millones de unidades vendidas, en ese momento ya se hablaba de que la meta impuesta por la compañía coreana para terminar el año era posible (los 10 millones ya comentados). Sin duda, el hecho de haber realizado acuerdos con 110 operadoras a nivel mundial tiene mucho que ver en los buenos resultados cosechados por el fabricante Coreano.

Pero lo que queda claro, es que estamos ante un éxito total para Samsung y su apuesta por crear una familia de terminales Android de última generación. En definitiva, estamos hablando de 1,4 millones de teléfonos por mes, y 40.000 unidades al día. Si vemos las cifras por regiones, Samsung ha vendido dos millones de unidades en su país natal, Corea, 4 millones de unidades han sido puestas en circulación en el norte de América, y en Europa se han pasado los dos millones y medio de unidades.


Etiquetas: