Tal día como hoy, Linus Torvalds dió a conocer el primer kernel de Linux, el 1.0. Un suceso histórico que nadie imaginó que pudiese dar lugar a la contribución de la comunidad mundial para crear un sistema operativo en primer lugar sólo para profesionales del sector en sus inicios, pero que los entornos gráficos que se han desarrollado a lo largo de su corta vida han hecho que lleguen al usuario base sin mayor problema intengrándolo en muchos ordenadores para abaratar costes evitando pagar la licencia de Windows a Microsoft.

Linus Torvalds decidió crear su propio sistema operativo al ver que no le satisfacía lo que existía en el mercado, y su idea fue crear un núcleo en torno al cual puediesen añadirse complementos sin ningún tipo de limitación ni secretismo. Le creó un icono, Tux el pingüino y lo distribuyó libremente por el entonces incipiente internet.

15 años después se puede afirmar, que para no contar con ningún tipo de plataforma mediática ni apoyo o soporte de los fabricantes de hardware y software en comparación con sus rivales, que es un éxito su evolución con la ayuda de los usuarios más avezados del sector que poco a poco han ido construyendo todas las distribuciones de Linux existentes.

No se puede obviar que es un sistema operativo totalmente gratuito, algo que las instituciones y empresas sometidas a inspecciones por estos requerimientos de licencias agradecen por el ahorro que supone en miles de puestos de trabajo evitar el pago de ese software. Valga como ejemplo la distribución de Linux usada en todos los ámbitos de la Junta de Andalucía (Guadalinex).

Otra de las características que contribuyeron a su expansión fue el hecho de requerir muy bajos recursos para dar un rendimiento similar al de otros sistemas operativos, además permitió su integración en muchos dispositivos del mercado como Televisores, Routers, etc.

El paso del tiempo ha hecho que sus tentáculos alcancen uno de los pocos sectores que aún eran vírgenes para el pingüino de Linux, los móviles. Android pretende ser el sistema operativo que revolucione el mercado, pero esta vez el apoyo de Google le señala como caballo ganador.

Puede reescribir la historia desde el sector más débil de Microsoft, Windows Mobile, que vive su ocaso particular a la espera de revivir con el parche de Windows Mobile 6.5 y posteriormente Windows 7.


Etiquetas: