El futuro es ahora. Se puede hablar por teléfono de muchas formas y, gracias, a Skype, la televisión adquiere una nueva dimensión. Panasonic y Samsung son los primeros fabricantes que han puesto en el mercado una televisión con Skype integrado, sin duda un paso adelante en la integración de aplicaciones.

Con Skype en la televisión es posible hacer y recibir video llamadas de alta calidad y hablar con otros usuarios del servicio directamente desde el sillón de casa, con toda la comodidad. Actualmente, Skype cuenta con más de cien millones de usuario conectados.

Además, gracias a que esta aplicación es una plataforma cruzada, se puede usar desde la televisión para llamar a otro usuario, aunque esta persona esté conectada a Skype en su ordenador, el teléfono móvil o en otro dispositivo. Por supuesto, también es posible hacer llamadas a un número de teléfono fijo.


Etiquetas: