Todos recordamos Napster, el famoso y pionero servicio de distribución de música apoyado en las redes ‘Peer to peer’, que puso en jaque a las empresas discográficas y abrió el camino a otros programas de intercambio de archivos como Audiogalaxy, Kazaa o eMule. Después de varios juicios por vulneración de los derechos de autor, Napster fue condenado a pagar una multa millonaria pese a su argumento de que simplemente actuaba como motor de búsqueda entre los usuarios.

La empresa ha llevado a cabo un intenso lavado de cara para lograr establecerse como un servicio de descarga musical de pago, después de varios meses ofreciendo fragmentos de canciones en streaming. Tras varias negociaciones con las principales discográficas, esta web ofrecerá más de 6 millones de canciones sin el sistema anticopia DRM (Digital Rights Mangement), presente en los MP3 de iTunes. Las canciones serán compatibles con cualquier reproductor MP3, incluyendo el popular iPod de Apple, y podrán integrarse automáticamente en la librería de iTunes si el usuario lo desea.

El éxito de iTunes es un arma de doble filo para la industria, ya que posee el 70 por ciento de todas las ventas de música digital en EEUU, y se cree que su posición dominante podría bloquear el crecimiento de este mercado en expansión. Hace dos meses iTunes anunciaba que se había convertido en unos de los mayores vendedores de música en EEUU, con más de 4.000 millones de canciones vendidas desde el lanzamiento de este servicio en 2003.

La preocupación de la industria musical con la caída en picado de las ventas de CD, ha animado a los directivos a firmar acuerdos con otros portales como Amazon, la red social de News Corp., MySpace o Last.fm, para que faciliten canciones en MP3 mediante descarga de pago.

Con este nuevo acuerdo entre Napster y las principales empresas discográficas, este portal se convierte en la última plataforma en ofrecer descargas musicales legales de pago sin el sistema anticopia DRM.

Información cortesía de:


Etiquetas: , , , , , ,