Los casinos on line que nos bombardean indiscriminadamente en pop ups cuando abrimos ciertas páginas podrían tener los días contados, por lo menos en España. En la actualidad multitud de estas formas de juego “ilegal” operan en la red sin ningún tipo de control. Sin embargo, esto podría cambiar en un tiempo relativamente corto.

El año pasado se aprobó la Ley de Servicios para la Sociedad de la Información, que incluía un mandato para regular la actividad del juego “on line”. Ahora, tras reunirse representantes del Ministerio del Interior y de las Comunidades Autónomas con la Comisión sectorial del juego, Loterías y Apuestas del Estado, la Agencia Tributaria y la Secretaría de Estado de la Sociedad de la Información está en marcha un nuevo proyecto de ley que serviría como revulsivo para estafadores que usan el juego por Internet como forma de hacer negocio y para muchos ludópatas.

Esta ley pretende tocar varios campos además del de las páginas de apuestas on line (que necesitarán operar bajo licencia administrativa) como el de los juegos interactivos y el de la protección a usuarios menores de edad o personas con problemas de adicción.

Pese a la buena intención del Gobierno y su intento de coordinación con las Comunidades Autónomas, como trasposición a una normativa europea sobre estos temas no tengo muy claro que sea tan fácil hacer desaparecer estos negocios de juego no registrados, ya que la peculiaridad global de la red hace que las legislaciones “locales” (y utilizamos esta palabra incluso para referirnos a toda Europa) no incidan en la de otros países o zonas que seguirán teniendo este tipo de páginas.

Por otro lado también habría que preguntarse si esta nueva normativa tendrá algún efecto en los llamados “juegos en red”, los cuales en muchas ocasiones se han etiquetado como violentos o incitadores de violencia. ¿Prohibirán o limitarán las autoridades algunos de estos juegos amparadas bajo el manto protector europeo?


Etiquetas: , , , ,