El formato de documentos de Office Open XML seguirá sin ser estándar internacional hasta que se aclare si la votación que tuvo lugar a finales de marzo fue correcta. Según los encargados de la adopción y regulación de los formatos estándares de Brasil, India, Suráfrica y Venezuela, el proceso de ratificación para que el formato de OOXML de Microsoft formase parte de la ISO fue muy controvertido y confuso.

Los de Redmond consiguieron el apoyo de 24 de los 32 países que participaban en la decisión final, imponiéndose sobre los países que apoyaban el formato rival, el Open Document Format, en la última fase de la votación. Algunos países indicaron que el proceso fue lioso y acelerado, y manifestaron abiertamente su descontento por la victoria del gigante de software, critcando que la estandarización de OOXML consolidará aún más el dominio de Microsoft.

La ISO ha decidido congelar el proceso de estandarización hasta que se aclare si la votación fue completamente transparente, algo que podría tardar varios meses en concluirse. Según los sectores más críticos a Microsoft, OOXML no es completamente compatible con otros formatos y opinan que es suficiente con el formato de documentos ODF, reconocido por la ISO desde 2006 y respaldado por IBM, Google y otros rivales de Microsoft.


Información cortesía de:


Etiquetas: ,