Sartén paellera

Sartén paellera eléctrica, su nombre no deja lugar a dudas, pequeño electrodoméstico en el que hacer paellas. Cierto…, pero no. Nos encontramos ante una herramienta multifunción en la que podemos cocinar arroces, pero también nos sirve como sartén, plancha e incluso horno. Por eso, hoy os vamos a proponer cuatro recetas fáciles y rápidas elaboradas en una sartén paellera.

En esta ocasión, hemos utilizado el modelo PE550 de Jata, un recipiente de gran capacidad con recubrimiento antiadherente libre de PFOA y dos interruptores de potencia, que se acompaña de tapa de metal con centro de cristal para poder ver las elaboraciones sin alterar temperaturas y válvula de salida de vapor.

Langostinos a la plancha

Sartén paellera

Ingredientes para 4 personas:
  • 2 docenas de langostinos
  • 1 cucharada de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
  • Sal

A cualquier hora están deliciosos, ya sea como aperitivo, entrante de una comida o una cena. Los langostinos a la plancha son un exquisito plato con el que literalmente os chuparéis los dedos. Además, son facilísimos de preparar.

Calentamos nuestra paellera eléctrica a máxima potencia. Cuando haya cogido temperatura, colocamos los langostinos, rociamos ligeramente con AOVE y cocinamos durante 2 minutos. A continuación, los damos la vuelta. En este momento, les damos un toque de sal, cocinamos otros 2 minutos más y… ¡listos! Nuestra sugerencia es acompañar este plato de una ensalada completa.

Truco: como esta receta lleva poco aceite, evitaremos que la sal raye el fondo de nuestra paellera añadiendo la sal cuando le demos la vuelta a los langostinos.

La gran capacidad de la sartén paellera Jata PE550, con sus 55 cm de diámetro, nos permite preparar hasta dos kilos de langostinos de una sola vez para que nadie se quede con hambre de marisco.

Pizza carbonara horneada

Sartén paellera

Ingredientes para 4 personas:
  • 1 base de pizza precocida
  • 100 g de nata espesa o mascarpone
  • 100 gr de queso mozzarella rallado
  • 1 cebolla de Figueres
  • 100 g de filetes de bacon
  • Sal
  • Orégano

Colocamos la base de la pizza directamente sobre el fondo de la sartén paellera fría. Sobre la base, extendemos la nata espesa o mascarpone, espolvoreamos de orégano y repartimos el queso mozzarella rallado.

Encima repartimos la cebolla pelada y cortada en una juliana lo más fina posible.

Lo mismo hacemos con los filetes de bacon, los cortamos en finas tiras y repartimos por encima de nuestra pizza.

Tapamos la sartén paellera y encendemos las dos potencias, en cuanto veamos que ha cogido calor, apagamos una de ellas y cocinamos durante 10 minutos.

Obtendremos una pizza crujiente y deliciosa!

Sardinas asadas

Ingredientes para 4 personas:
  • 2 docenas de sardinas
  • 100 ml de AOVE (aceite de oliva virgen extra)
  • 3 cucharadas de vinagre
  • 2 ajos
  • Perejil
  • Sal

Uno de los platos que más evocan al verano o a las escapadas al aire libre son las sardinas asadas. Hacerlas en la cocina, en la sartén, es asegurar que el olor va a perdurar durante horas. Por eso, uno de los trucos para evitar dotar a nuestro hogar de perfume a pescado es hornearlas. Con el electrodoméstico multifunción que nos está acompañando en estas recetas, las tendremos listas en 15 minutos.

En primer lugar, debemos retirar las tripas de las sardinas (recuerda que lo aconsejable es congelarlas durante 5 días para evitar la intoxicación por anisakis). Luego, las secamos con papel de cocina.

Preparamos una majada con los ajos y el perejil, a la que añadiremos el AOVE y el vinagre.

Colocamos las sardinas en la paellera y regamos con nuestra vinagreta. Tapamos. La Jata PE550 dispone de dos interruptores de potencia, pero en este caso solo accionaremos uno para asar nuestras sardinas durante 10 minutos. Pasado ese tiempo, encendemos la segunda potencia de la sartén paellera eléctrica  y cocinamos 5 minutos más. Al combinar las dos potencias, nos aseguramos de que se asan y obtenemos un crujiente dorado.

Veréis qué buenos resultados, todo el sabor de las sardinas asadas y sin olor en casa!

Fideuá negra

Ingredientes para 4 personas:
  • 1 cebolleta
  • 1 pimiento verde
  • 320 g de fideo nº 0
  • 250 g de chipirones
  • 250 g de gamba arrocera
  • 2 sobres de tinta de calamar
  • 1 l de caldo de pescado
  • Sal

Si nos preguntamos qué otras recetas además de arroces se pueden preparar en una paellera eléctrica, la respuesta es unánime: fideuá. Y es que la fideuá es la prima de la paella y por eso las asociamos. En esta recopilación, no puede faltar una buena fideuá y nosotros os proponemos la variante negra.

A la hora de prepararla y añadir caldo, vamos a tener que poner más o menos en función del fideo que utilicéis. Si usamos fideo del nº 0, cabello de ángel, necesitaremos mucho menos caldo que si utilizamos un fideo gordo para fideuá.

El tamaño del fideo también va a influir en el tiempo de cocinado. Un fideo cabello de ángel estará listo en 2-3 minutos, mientras que uno gordo requerirá más tiempo. Aquí, es importante seguir las indicaciones del fabricante de la pasta.

Si aún no has decidido qué tipo de fideo emplear, te damos un último consejo, con el fideo fino obtendremos una fideuá más seca y crujiente, mientras que con el gordo podemos hacerlas más cremosas o caldosas. Para la receta que os proponemos hemos optado por el fideo fino del nº 0 o cabello de ángel.

Sartén paellera

Comenzamos lavando y limpiando los chipirones. Secamos con papel de cocina y troceamos en anillas. Reservamos.

Pelamos las gambas y también las reservamos. Pelamos la cebolleta y la troceamos en una brunoise muy pequeña. Lavamos el pimiento verde y lo cortamos al mismo tamaño que la cebolleta.

En un cazo, calentamos el caldo de pescado junto con los sobres de tinta de calamar. Es importante que el caldo esté caliente cuando lo incorporemos a la sartén paellera. Si no lo hacemos y añadimos el caldo frío, enfriaríamos de repente la preparación y se prolongaría el tiempo de cocinado.

Calentamos la paellera a máxima potencia y freímos los chipirones con un poco de aceite ya a potencia media (con un solo interruptor accionado). Al principio soltarán agua, pero poco a poco irá evaporándose, ese es el momento de retirarlos a un plato.

Entonces, pochamos las verduras y les damos un toque de sal. Incorporamos los fideos, subimos a máxima potencia y, sin dejar de remover con una cucharada de madera o espátula de silicona, los freímos. Cuando tengan un bonito color tostado, añadimos tres cuartas partes del caldo negro, los chipirones y las gambas arroceras.

Subimos a la máxima potencia nuestra paellera y no colocamos la tapa, pues queremos obtener una fideuá crujiente. No olvidéis que la salsa alioli le sienta de maravilla a esta preparación.

En Tecnología de tú a tú| Camping o apartamento de vacaciones: sigues teniendo recursos para cocinar como un chef

Imágenes| Conlaszarpasenlamasa; iStock.es/ OlafSpeier, Ryzhkov, Quintanilla


Etiquetas: , , ,