El fabricante sueco de automóviles Volvo se ha caracterizado siempre por innovar en materia de seguridad, investigando en tecnología para salvar vidas. Los tiempos cambian y el medio ambiente es una prioridad en una sociedad que cada día está más concienciada.

A finales de mes, durante la celebración en Detroit del Salón del Automóvil (del 16 al 24 de enero), presentará el C30, un Volvo totalmente eléctrico, con una autonomía de 150 Km con las primeras baterías diseñadas, aunque se espera superar con creces esa cifra en el equipamiento de serie.

Cabe recordar que Volvo ya creó un primer prototipo de coche eléctrico el pasado año, aunque no tuvo el éxito esperado. La compañía fabricará unos cincuenta coches de prueba de este modelo, que espera estén listos para circular con total normalidad a partir de 2011.

Serán usuarios seleccionados los que conduzcan la flota de prueba durante un periodo de dos años con la finalidad de evaluar su técnica y comportamiento, ya que estos vehículos recargables serán la alternativa más atractiva para el futuro inmediato. Este modelo es muy parecido al C30 actual, ofreciendo el mismo espacio, pero sin emisiones.

Entre las novedades estarán los indicadores, tanto de estado de carga de la batería, así como el consumo de energía, todo ello en elegantes instrumentos muy sencillos de utilizar para el usuario. No tiene marchas y la potencia del motor va aumentando gradualmente, con una emisión de ruido inapreciable.

La velocidad máxima que podrá alcanzar es de 130 km/h. La aceleración de 0 a 100 lo hace en unos once segundos. Esta potencia estará alimentada por baterías de iones de litio que pueden recargarse en estaciones de servicio especiales, o en una toma eléctrica normal del propio hogar. El tiempo estimado para la carga de batería es de 8 horas.

Esta iniciativa contará con el apoyo de la Agencia de Energía Sueca, que financiará ciento cincuenta millones de coronas suecas. Por su parte, el fabricante dice mantener el mismo compromiso de fabricación de los coches más seguros del mundo.

Este tipo de vehículo eléctrico ofrecerá la misma confortabilidad, seguridad y prestaciones que los vehículos convencionales. El motor de explosión tiene los días contados.


Etiquetas: