Las fotos de los sobrinos que nos han enviado por WhatsApp están en peligro. Y esos  memes tan graciosos del grupo del trabajo, también. A partir del 12 de noviembre podrían desaparecer de tu teléfono. El motivo, una decisión empresarial tomada en Silicon Valley. Pero no nos alarmemos. Existe una solución fácil y rápida.