Lo ha anunciado Carlos Iglesias, secretario general de la Asociación de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento, en el Foro Internacional de Contenidos Digitales. Nada menos que el 54€ del volumen de negocio de ocio audiovisual y se espera que en este año se supere la cifra de 440 millones de euros de beneficio del pasado año.

Ha reivindicado también la necesidad de cambiar la percepción que tiene el público menos afín a esta industria, ya que todavía existe el tópico que los videojuegos pueden ser perjudiciales para los niños, y que pueda ser elevado a la categoría de “cultura en mayúsculas” y no un simple entretenimiento, como ya ha venido ocurriendo en los principales países de la Unión Europea.

Según esta asociación, España ya se sitúa como el cuarto país europeo en consumo y el décimo en desarrollo de títulos propios. Además, la media de edad de los usuarios españoles ha ido aumentando hasta llegar a los 26 años, aproximándose a los 30 de media europea.

Por último, ha puntualizado el problema de la distribución nacional, ya que muchos juegos que tienen derechos de propiedad intelectual españoles, son comercializados por distribuidoras extranjeras. Se trata por tanto de un mercado en el que queda mucho por invertir.


Etiquetas: , ,