Como ya anunciamos la pasada semana, Steve Jobs padece una rara enfermedad hormonal que le acarrea una progresiva pérdida de masa muscular.

Es por esto , que ya planteó en una rueda de prensa la posibilidad de delegar sus funciones en algún miembro del consejo de administración para seguir con la recuperación de su dolencia. El fundador y consejero delegado de Apple ha dejado el timón de la compañía a Tim Cook, su mano derecha, y ya tiene pensada su vuelta a principios de verano.

La noticia, por más que ha estado precedida de rumores y de un comunicado oficial, ha cogido desprevenidos a todos, y ha sido necesario suspender la cotización de la compañía en el Nasdaq de Wall Street, ante el posible pánico vendedor de los inversores ante la desaparición de escena del fundador.

Hemos de recordar, que aún no siendo mérito exclusivo de Steve Jobs, su vuelta a la compañía hace algunos años, supuso pasar de una empresa venida a menos, a la potente marca de hoy en día.


Etiquetas: , , ,