Allá en 2006, Panasonic presentó su televisor de 103 pulgadas, siendo el más grande en su momento. Ahora B&O lanza su BeoVision 4-103 con el mismo tamaño. De hecho, hasta usa el mismo panel que el de Panasonic, solo que con los toques de diseño y las prestaciones que acostumbramos a ver en este fabricante. Con ese tamaño, mover el BeoVision 4-103 manualmente resultará imposible.

Es por ello que el televisor incorpora un stand con el que podremos adecuar la altura del televisor a nuestras preferencias, así como girar la pantalla para conseguir un mejor ángulo de visión, todo con un simple mando a distancia táctil. 103 pulgadas son muchas pulgadas, algo que tambien lo son el resto de los números que lo acompañan, un peso de casi 500 kilos, un consumo energético que es muy superior a uno normal que tendríamos en nuestra casa y un precio de 100.000 euros, casi triplicando el de Panasonic.

El televisor viene acompañado de otras tecnologías de este B&O, como el mando táctil Beo5 o el altavoz BeoLab 10, situado debajo la pantalla, con forma de triángulo y que aparece cuando se enciende la tele, escondiéndose detrás cuando se apaga.

El televisor, con tecnología plasma, ofrece una resolución FullHD de 1920 × 1080 píxeles e incorpora tecnologías como VisionClear, ajustando automáticamente el brillo y el color de la imagen. El sistema hasta se recalibra él solo cada 120 horas.

Disponible a partir del próximo mes de julio, aunque ya pueden reservarse las primeras unidades. Yo quiero uno ¡YA!, ¿Algún millonario aquí que me pueda ayudar de nuevo? PS: El que quiera quedarse aún más babeando, tenéis aquí un video


Etiquetas: