Firefox es el preferido por los entusiastas de la Red, los usuarios de Mac apuestan por Safari y Chrome, el programa lanzado por Google, que recientemente ha dejado de ser una versión de prueba. A medida que los contricantes de Internet Explorer se van haciendo fuertes, y comiéndole cuota de mercado poco a poco, Microsoft se ha visto en la necesidad de sacar una nueva versión que fortalezca su posición dominante.

Entre las novedades más destacadas está la intención de reducir el número de golpes de ratón que hace el usuario en cada sesión. El programa aprende del usuario, de cómo se desenvuelve por la red, qué sitios visita y qué hace en ellos, de forma que a medida que lo use, le irá ofreciendo hacer directamente sus tareas habituales con un ahorro sustancial de tiempo.

Además, hay una apuesta clara dirigida a potenciar la privacidad del usuario. Incorpora una funcionalidad para borrar los historiales, de modo que se borra el rastro de los sitios visitados en las últimas sesiones. Con la activación del modo InPrivate se puede navegar sin dejar huella (el navegador no registra los sitios, ni las contraseñas o nombres de usuario que se hagan en cada sesión). Otras de las grandes novedades son los slices y los aceleradores:

– Los slices son pequeños trozos de contenidos dinámico, que sin tener que cambiar de pantalla (pues estarán directamente en la barra de navegación) nos permitirán ver y recibir las actualizaciones de noticias o de una subasta, ver las últimas novedades de una red social…

– Los aceleradores son pequeñas programas o funcionalidades de distintos sitios web, que hacen más fácil compartir contenidos.

Básicamente, funcionan utilizando el botón derecho del ratón, de manera que se mostrarán todas estas posibilidades en cualquier página web que aporten contenido extra, como por ejemplo la localización en google maps, evitando un buen número de clics y apertura de nuevas pestañas.


Etiquetas: ,