Con motivo de la cumbre de Copenhagen, donde se discute todo el tema relacionado con las emisiones de CO2, el MIT ha aprovechando y han mostrado su rueda tecnológica para la bicicleta 2.0.
La idea que hay detrás de la Copenhagen Wheel es la de dotar de un elemento tecnológico a las bicicletas.

De hecho este accesorio puede añadirse a cualquier bicicleta y convertirla en una fuente de energía. Este es tan solo uno de las ideas y funciones que tendría esta rueda, siendo capaz de recuperar energía cinética de las frenadas o momentos en los que no se aprovecha la misma del todo, y almacenarla en unas baterías que luego ayudan al motor eléctrico para hacerla funcionar sin esfuerzo.

Pero además, Copenhagen Wheel ha sido concebido como un rastreador de datos, así no solo genera energía de forma limpia, sino que va repleta de una serie de sensores que envían información vía bluetooth a nuestro teléfono móvil.

La rueda es capaz de recopilar datos clásicos relativos a la velocidad y distancia recorrida pero también otros valores como los niveles de contaminación o CO2 de los lugares por los que la hacemos transitar. También recoge datos sobre la temperatura, humedad o estado del tráfico.

Dicho de otra manera, toda la información recogida y compilada por la rueda, irá a parar directamente a nuestro móvil, y será desde nuestro terminal donde podremos acceder a toda esa información, así como la configuración de la rueda.

Según previsiones, y siempre y cuando todo vaya bien, se espera que para el año que viene se podrá empezar a producir.


Etiquetas: , ,