Google está desde hace unos meses interesado en el mercado de la telefonía móvil para extender sus servicios de internet a los dispositivos móviles. Además del sistema operativo que está desarrollando para terminales celulares, Android, en noviembre el buscador participó sin éxito en la subasta pública por el espectro de 700 megaherzios contra AT&T y Verizon Wireless en EEUU.

Ahora ha presentado su proyecto “Wi-Fi 2.0 o Wi-Fi on steroids” para usar el espectro que frecuencia que se liberará cuando se adopte definitivamente la televisión digital, el llamado espacio blanco.

Según comentarios de Google, “las ondas pueden crear ganancias económicas y sociales enormes si se usan más eficientemente”. Los más escépticos, entre los que se encuentran la industria de la televisión tradicional y los fabricantes de micrófonos inalámbricos, opinan sin embargo, que el uso de este espacio podría causar interferencia con otras señales. Por su parte, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) está probando si el uso de este espectro de onda interfiere con las comunicaciones tradicionales.

Google pertenece, junto con Microsoft y Philips, al grupo de empresas tecnológicas que están presionando a la FCC para autorizar el uso público de este espacio radioeléctrico.


Información cortesía de:


Etiquetas: