El fabricante de Silicon Valley, Intel ha anunciado oficialmente el lanzamiento de los procesadores Intel Xeon serie 7500. En menos de tres meses, Intel ha presentado la gama nueva de procesadores de 2010 para ordenadores portátiles y servidores, que aumentan la eficiencia energética y la velocidad con una amplia variedad de prestaciones nuevas para incrementar la flexibilidad y la fiabilidad de los computadores.

La compañía defiende que estos nuevos procesadores representan el mayor salto de rendimiento en la historia de Xeon, ya que este chip ha demostrado ser tres veces más rápido, además de establecer nuevos records mundiales, entre los que se incluyen los asombrosos de Dell, NEC e IBM.

Esto, unido a la posibilidad de ampliación, para incluir hasta 256 chips por servidor, hace que se estime en más de trescientos por cien de incremento en su rendimiento rendimiento respecto a los procesadores Xeon de anteriores generaciones.

Intel considera que los procesadores Xeon serie 7500 van a acelerar el cambio desde los sistemas propietarios a servidores de estándares del sector basados en procesadores de Intel, lo que permitirá a los gestores de TI consolidar hasta 20 servidores antiguos de 4 chips y un único núcleo en un único servidor basado en los procesadores Xeon serie 7500, manteniendo el mismo nivel de eficiencia.

Ahora pueden aprovecharse de las más de una veintena de nuevas prestaciones, que han sido diseñadas para proteger la integridad de los datos, además de incrementar la disponibilidad y minimizar las paradas no planificadas de los equipos.

Por ejemplo, este es el primer procesador Xeon que cuenta con un sistema de recuperación MCA, una prestación que permite al procesador funcionar con el sistema operativo y con el gestor de la máquina virtual para recuperarse de errores fatales del sistema, un mecanismo que, hasta la fecha, sólo se encontraba en la familia de procesadores titanium de la compañía, la flor y nata de su catálogo.


Etiquetas: ,