Acaba de cumplir los 40, pero parece que poco podrá disfrutar de su reciente madurez. Los “doctores” de la informática ya han hecho su particular diagnóstico: “Lo lamentamos mucho. Sentimos comunicarle…que tan sólo le quedan 5 años de vida“.

Hijo de un año de revoluciones culturales como fue el 68 su llegada también la supuso para el mundo de los ordenadores. En muchas ocasiones le han desprendido de cables y de su peculiar bola, pero le han dotado de otras cosas. Botones laterales, ruedas frontales, artilugios para aumentar o reducir su peso… El Señor ratón ha pasado multitud de veces por el quirófano de la cirugía digital y ha entrado en la edad madura tuneado a más no poder.

Pese a sus nuevas capacidades adquiridas algunos especialistas en la materia, como Steven Prentice, aseguran que muchas de las innovaciones actuales harían desaparecer al ratón de nuestras vidas en un período aproximado de un lustro. Sus crueles “asesinos” serían las pantallas táctiles, el reconocimiento facial, el Wiimoute, el iPhone… Los nuevos apéndices de nuestra mano vienen pisando fuerte con el objetivo de proporcionarnos novedosas formas de interactuar con las tecnologías.

El futuro está a la vuelta de la esquina y aunque los expertos sí parecen augurarle larga vida al teclado no es así para el mouse. Esto da que pensar. Consultémoslo con nuestra almohada o más bien…con la almohadilla.


Etiquetas: , ,