PON AL DÍA TUS BIBLIOTECAS DE IPHOTO E ITUNES. Para organizar nuestra biblioteca de iPhoto os propongo los siguientes 3 trucos:

1. Organiza iPhoto creando eventos para cada conjunto de fotografías: Hacerlo es muy fácil, antes de importar las fotografías simplemente tenemos que poner un nombre descriptivo en la parte inferior de las opciones de importación. Crearemos de forma automática un nuevo evento y las fotos se añadirán al mismo. Otra opción aún más sencilla es crear una carpeta en el Finder con el nombre del evento y añadir a ella todas las fotografías. Una vez añadidas importamos la carpeta en su totalidad a iPhoto. El programa creará un evento con el mismo título de la carpeta.

2. Utiliza los tags y descripciones para localizar más fácilmente las fotografías: ¿Qué pasa cuando no encontramos de ninguna forma esa foto que estamos buscando? Que necesitamos un sistema más amplio de información. En ese caso la solución es usar los tags o la descripción. Añadir estos a cada una de las fotografías es algo tedioso, por eso es mejor definir un conjunto de etiquetas genéricas para un set completo, de forma que completaremos el título del evento. Para hacerlo tenemos que seleccionar un conjunto de fotografías y pulsar sobre el botón “i” que acompaña cada imagen o con el acceso directo “cmd+i”. Una vez hecho esto accederemos a un menú desde el cual añadir una descripción al conjunto de fotografías.

3. Utiliza el resto de opciones de iPhoto: Básicamente se trata del reconocimiento facial y el etiquetado geográfico. El segundo es muy fácil de hacer, para poner las foto en un mapa simplemente tienes que usar el mismo procedimiento del paso anterior (el de añadir descripciones) pero añadir el nombre de una ciudad o localización en la localización correspondiente de la ventana. Añadir “caras” es algo más laborioso, pero una vez puestos y etiquetadas unas cuantas fotografías el sistema empieza a funcionar casi de forma autónoma y nosotros simplemente tendremos que confirmar las personas. Al principio es algo tedioso, pero una vez puestos el trabajo que nos ahorraremos en el futuro es bastante grande.

Si ya has usado los trucos para iPhoto, es la hora de poner al día iTunes:

– Recuerda comprobar nada más añadir un nuevo disco que contiene la información correcta sobre el mismo y que se encuentra bien etiquetado. Si las canciones se separan en pistas suelas seleccionalas todas, accede a “más información” y selecciona “parte de una recopilación” en la última pestaña de la ventana.

– Si cuentas con una cuenta en la iTunes Store las carátulas se añaden de forma automática, en caso contrario recuerda añadirlas tú.

– Si tienes mucha música, algunas veces pasa que siempre terminamos escuchando lo mismo.

Para solucionar eso podemos crear una lista de reproducción inteligente que nos añada todas las canciones reproducidas pocas veces, así podremos redescubrir nuestra biblioteca.

 

HAZ UNA COPIA DE SEGURIDAD COMPLETA DE TU DISCO DURO. Si tienes activado Time Machine, puede que no te sea de mucha utilidad este recordatorio. En cualquier caso, puedes pulsar sobre el botón de Time Machine y forzar la creación de una copia de seguridad nueva.

Por desgracia los discos son mecanismos que pueden fallar antes o después y toda precaución es poca. Una solución es hacer cada X tiempo una copia completa del disco, si es booteable aún mejor.

Con programas como SuperDupper puedes hacerlo de forma cómoda y rápida.

 

ORGANIZA LAS CARPETAS, DESCARGAS Y DE PASO COPIA LOS ARCHIVOS QUE NO NECESITES EN UN DISCO DURO EXTERNO. No lo niegues, todos somos demasiado cómodos y la carpeta Descargas de Mac OS X es nuestro “cajón desastre favorito”, por allí pasa de todo pero pocas veces nos acordamos de borrar ni la mitad.

Sin embargo, un sistema limpio y ordenado, es un sistema eficiente. Mantener una gestión de carpetas ordenadas y lógica nos ayuda a la hora de encontrar cualquier archivo pero también a que nuestro Mac funcione mejor y más rápido. Lo más importante es mantener aquellas cosas que necesitamos y prescindir de las que no.

Parece obvio pero muchas veces guardamos series o películas en nuestro HD cuando no tiene mucho sentido tenerlas ahí. Por eso, si cuentas con un Disco Duro externo lo mejor es hacer movimientos masivos de datos al disco externo y dejar en el HD interno de nuestro Mac sólo aquellas cosas que realmente necesitamos.

Recuerda también que un Escritorio limpio y sin un gran exceso de archivos es sinónimo de un Mac que arranca rápido.

 

UTILIZA ALGÚN PROGRAMA DE LIMPIEZA. Aunque ahora está muy de moda decir que reparar permisos y realizar algunas tareas de mantenimiento al ordenador son una tontería, nunca viene de más hacerlo.

Si quieres una herramienta gratuita, la mejor y más clásica de todas es Onyx. Es sencillo, es fácil de usar, aporta muchas utilidades y además nos permite mantener nuestro ordenador perfecto.

Otra genial, es Snow Leopard Cache Cleaner, el cual realiza una limpieza profunda del Mac y además es perfecto para realizar la limpieza de las distintas caches del sistema.

Si además quieres eliminar rastros de aplicaciones olvidadas y recuperar espacio perdido en tu HD la mejor opción es Clean My Mac. Es un programa de pago, pero es perfecto para eliminar basura creada por las aplicaciones, imprescindible si eres uno de esos que instala todo lo que ve.

CAMBIA EL LOOK DE TU ORDENADOR CON NUEVOS FONFOS. Ya tenemos nuestro ordenador limpio y perfecto para empezar de nuevo. Pero al igual que al lavar el coche un toque de encerado le da ese plus de limpio, en el caso de nuestro Mac el simplemente añadir un par de nuevos fondos hará que parezca nuevo.


Etiquetas: ,