Los discos de estado sólido SSD parece que definitivamente empiezan a despegar, tras un 2008 realmente duro por sus altos costes de fabricación y pequeños problemas de compatibilidad con algunos sistemas con Windows XP.

Toshiba ha conseguido un espectacular avance con la fabricación de discos de medio TeraByte (500 GigaBytes), capacidad realmente acorde a los tiempos que corren frente a los que se han visto este año, en su mayor parte en los miniportátiles tan de moda ultimamente, con capacidades de hasta 16GB nada más. Se están consiguiendo paliar los problemas de velocidad existentes, puesto que en un principio se supone que iban a ser más rápidos de que los discos duros mecánicos actuales, pero todavía eso no es del todo cierto.

Su gran ventaja es un menor consumo y su estandarización usando el formato de 2’5 pulgadas. El disco de Toshiba además está construido con tecnología de 43nm que ayuda a un mejor rendimiento en situaciones de altas prestaciones de transferencia de datos como videojuegos o uso intensivo de codificaciones de video.

Ofreciendo tasas de escritura de hasta 240MB por segundo, estos discos estarán disponibles durante el primer cuarto de 2009 y serán implantados en dispositivos como el MacBook Air a finales de 2009 casi con total seguridad. Para entonces su desorbitado precio actual será más realista.


Etiquetas: ,