El Galaxy S8 y S8+ son los nuevos terminales premium de Samsung y llegan cargados de novedades y tecnologías al servicio de lo que la empresa Coreana considera más útil y beneficioso para los usuarios.

Con todo, no siempre es fácil llegar a sacar provecho al 100% de las nuevas características y funcionalidades. O bien por desconocimiento, por inercia o bien por pereza, a veces ignoramos las ventajas que ofrecen estos nuevos terminales.

Por ejemplo, no es extraño que haya quienes, aún con un teléfono de última generación con lector de huella dactilar, siguen usando el patrón de desbloqueo en pantalla en vez de la biometría, mucho más rápida, segura y eficiente.

Los Galaxy S8 y S8+ estrenan diseño, con un formato ultra panorámico con relación de aspecto 18,5:9 y diagonales de pantalla espectaculares de hasta 6,2′ en el caso del S8+,  sin que eso impida que se puedan coger con una mano. Eliminan el botón físico de inicio para dejar más espacio para la pantalla, y añaden detección de iris para la biometría. Son solo algunos ejemplos de novedades técnicas y funcionales, eso sí.

Captura la pantalla

Al eliminar el botón físico de inicio, la captura de pantalla mediante teclas pasa por pulsar las acostumbradas teclas de encendido y bajar volumen durante un instante hasta que aparezca la indicación de que se ha hecho la captura.

No uses la detección de rostro, pero sí el iris

Entre otras funcionalidades biométricas, está la de detección de rostro y la de iris como alternativa a la huella dactilar. Una decisión acertada a la vista de la extraña ubicación del lector de huellas digitales en la parte trasera y su posición elevada que complica que usuarios con manos pequeñas lleguen cómodamente al sensor.

Eso sí, el detector facial es lento e impreciso. Si configuras este tipo de acceso, ten la precaución de elegir el de detección de iris en su lugar. Ese sí que funciona bien, con rapidez y precisión. El de rostro es prescindible.

Asigna una nueva función al botón Bixby

Bixby es el asistente inteligente de Samsung, pero de momento no es de gran utilidad al no estar disponible en castellano. Con todo, los S8 tienen un botón físico dedicado para activarlo que podemos aprovechar para otras funciones siempre y cuando usemos alguna app para hacerlo al no estar disponible (al menos de un modo evidente) esa opción en los menús de configuración.

Hay varias aplicaciones para hacerlo. Una de ellas es Bixby Button Remapper, hasta podemos hacer que sirva para activar la cámara. Aunque también es posible usar el doble clic en el botón de volumen para ello.

Usa el modo de fotos manual

Al hilo de la cámara, para los amantes de la calidad, recomendar el uso del modo manual de captura de fotos. Con este modo podremos forzar el valor de la sensibilidad ISO para que sea lo más bajo como sea posible. Y de este modo, obtendremos la mejor calidad posible a partir de la excelente cámara del S8 y del S8+.

Además, podemos activar el modo de captura RAW, con lo que tendremos la posibilidad de obtener las fotos sin el procesado habitual de los archivos JPG. Entre otras cosas, podremos elegir si queremos las imágenes sin que experimenten la habitual reducción de ruido que introduce el procesador de imagen para, así, conservar más detalle en la foto.

Cambia la resolución de pantalla

El Galaxy S8 y S8+ permiten elegir entre varias resoluciones de pantalla aparte de la nativa WQHD+. FHD+ y HD+ son valores más bajos que la nativa y su utilidad esencial es la de ahorrar batería al no forzar al chip gráfico a mover tantos puntos como los que se manejan a la máxima resolución.

La calidad de visualización será peor, pero puedes probar con diferentes ajustes para ver si merece la pena sacrificar nitidez en favor de algo más de autonomía.

Define el tamaño de fuente y de visualización

Si tienes buena vista, y eres de los que quieren que la pantalla contenga el máximo de información posible, puedes jugar con los parámetros de tamaño de fuente y de visualización de iconos y otros elementos gráficos para hacerlos más pequeños.

O, si tu vista no es la mejor, para aumentar su tamaño relativo y hacer que se vean “más grandes”. De este modo puedes ajustar el aspecto a tu gusto.

Usa un modo de pantalla “conservador”

La pantalla AMOLED del Galaxy S8 y S8+ ofrece una visualización de contenidos multimedia notablemente buena, pero para un uso como smartphone, es recomendable ir a los ajustes de pantalla y elegir un modo de visualización conservador en lo que a viveza se refiere que favorezca la fidelidad en vez de la espectacularidad.

 

Usa Adapt Sound para calibrar el audio

No es nuevo, pero el Galaxy S8 y S8+ permite realizar un ajuste fino del sonido a través de la tecnología Adapt Sound, que, a partir de un sencillo asistente nos facilita la tarea de ajustar los niveles de audio y la frecuencia.

Se trata de un asistente que va emitiendo diferentes  frecuencias a distintos volúmenes y nuestra misión consiste en ir contestando sí o no a preguntas tales como si escuchamos tal y cual frecuencia a tal y cual volumen.

Obliga a las apps a usar la pantalla completa

La pantalla de los Samsung Galaxy S8 y S8+ tiene un formato peculiar que hace que muchas aplicaciones de las que encontramos en la Play Store no contemplen el uso de esta pantalla en su totalidad apareciendo recortadas.

Para obligar a que se abran a la máxima resolución podemos cambiar los ajustes de visualización en el menú dedicado a la pantalla y concretamente a las apps que se usarán a pantalla completa.

Usa los paneles laterales

El Galaxy S8 y S8+ tienen la pantalla curvada. Eso permite activar los paneles laterales para añadir funcionalidades extra sobre la interfaz usando estos menús originales de los terminales Edge y que se han mantenido hasta ahora.

Podemos reasignar tareas o añadir nuevas a estos paneles. Algunas tan útiles y divertidas como la creación de GIF animados a partir de contenidos de vídeo como YouTube.

Configura el inicio seguro

Si quieres proteger tus datos, activa la opción de inicio seguro. De este modo, antes de que se inicie el sistema, se te pedirá un PIN para empezar el proceso de carga del SO. Así evitarás que se acceda a tus datos de un modo mucho más robusto que con los métodos tradicionales.

Existen más consejos que se pueden dar en relación con el uso de los nuevos Galaxy S8 y S8+, como aprovechar las ofertas y descuentos que están asociados con el terminal. Uno de los ejemplos es el de Google Play Music, con tres meses gratuitos para los usuarios de estos móviles de Samsung.

También es interesante explorar las aplicaciones de Samsung. Especialmente recomendable es el editor de vídeo. No es fácil encontrar buenas aplicaciones gratuitas que permitan componer piezas multimedia en el propio móvil, y Samsung ofrece una bastante correcta y útil.

Recuerda que estamos ante terminales sumamente avanzados, donde el hardware es importante, pero paulatinamente las apps y servicios empiezan a cobrar un interés especial como argumentos diferenciadores.

En Tecnología de Tú a Tú | Análisis del Galaxy S8 y S8+, ya están aquí los móviles que todos estaban esperando


Etiquetas: , , , ,