Sábado 3 de abril, el iPad sale a la venta en EEUU a las 9:00 hora de la costa este, 15:00 hora de españa. Dos días después, los datos confirman que se han formado las mismas colas y se ha conseguido la misma atención máxima que cuando el iPhone salió por primera vez al mercado.

Y todo eso a pesar que no ha sido un producto que haya entrado con buen pie, ni siquiera entre los propios usuarios de la marca. Muchos veían un iPod touch gigante lanzado con la única pretensión de servir de plataforma de venta de aplicaciones.

Sin embargo, viendo la trayectoria que está llevando el dispositivo en sólo tres meses, todo parece indicar que pensar en un fracaso paece bastante improbable. De hecho, las primeras cifras oficiales de ventas en su primer fin de semana en Estados Unidos, situan las unidades vendidas entre las 600.000 y las 700.000.

Sin duda, se postula como un dispositivo que promete mucho, pero su éxito o fracaso estará marcado por las aplicaciones que se elaboren. También ha sido cuestionado por no aportar la misma libertad que un netbook o mini-portátil… pero es que el iPad no lo es.

Y la verdad es que Apple se ha ido encargando de mostrarnos todo lo que puede hacer un iPad, y en las próximas fechas seguro que descubrimos muchas cosas más. Otro aspecto a tener en cuenta con el iPad, es el nivel de exigencia con el que ha llegado: Años y años de rumores, filtraciones y callejones sin salida han marcado una trayectoria y unas expectativas que dificilmente se podrían cumplir.

 Apple se ha limitado a repetir fórmula, crear un dispositivo magnífico (la enorme, eficiente y nítida pantalla multitouch) y basarlo en el sistema operativo táctil que utilizan en el iPhone. ¿Arriesgado? Además, como es habitual en Apple, sus productos suelen venir bien acompañados.

Con el iPad, a su lado están las firmas más importantes en el mundo editorial, dispuestos a arropar con una nueva generación libros electrónicos el lanzamiento del nuevo producto. Y por otro lado queda por analizar el potencial del iPad.

Cuando este dispositivo sea mejorado por Apple, y quizás en un año cuando Apple pueda lanzarlo casi a mitad de precio como sucede con el iPhone hoy en día, todo parace indicar que se convertirá en todo un superventas, con millones de aplicaciones preparadas para descargar y un nuevo mercado, el de los libros, ya asentado.

Tan fuerte ha sido la salida del iPad, que Apple se ha permitido apartar a Adobe definitivamente del pastel, ha llamado la atención sobre HTML5 y está consiguiendo que grandes portales web modifiquen su estructura para adaptarse a esta nueva especificación y ser “iPad ready”.

Incluso Amazon, creadora del Kindle y máxima competencia en el mercado de los libros electrónicos, tiene lista una versión para el iPad de su lector (y ha actualizado su versión de iPhone haciéndola compatible con iPad).

El iPad puede gustar o no gustar. Puede no gustar al principio y con el paso del tiempo, encontrarle cierto valor. Puede gustar al principio y ser descartado después en pro de otros dispositivos. Pero lo que nadie duda ya, es que el iPad no deja indiferente a nadie.


Etiquetas: ,