Fue un veinticinco de octubre del año ochenta y tres. Charles Simonyi y Richard Brodie, dos jóvenes programadores procedentes de la empresa Xerox fichados por Bill Gates demostrando una vez más su ojo clínico, dieron a luz un rudimentario programa con tecnología WYSIWYG, o lo que es lo mismo, que en la pantalla ves lo mismo que lo que va a salir en el papel, y al que bautizaron como Multi-Tool Word. Al estar basado en MS-DOS, no disponía de interfaz gráfica alguna, solo se veían unas letras blancas sobre un fondo azul oscuro.

No fue ninguna revolución ya que por aquel entonces existía un magnífico procesador de textos llamado WordPerfect de la empresa Corel, que ejercía un reinado indiscutible, pero la llegada de Windows supuso un espaldarazo.

Por fin había una interfaz gráfica amigable, salió al mercado Word for Windows 1.0 y se empezó a desarrollar todo el potencial que nos ha llevado a los resultados actuales. Tras un cuarto de siglo de historia, toda una vida en un campo tan efímero com la informática, la mayor competencia la tiene en Google Docs y en el software de código abierto como OpenOffice.


Etiquetas: , , ,