En su imparable carrera meteórica hacia la cima y monopolio de los correos web, Gmail da otro golpe de mano (y van…) al integrar una nueva funcionalidad, la lectura de pdf de forma nativa, sin necesidad de usar plugins o programas externos de Adobe.

Tras tener con Google Docs toda la siote ofimática de Microsoft al alcance de la mano, una de las pocas cosas que le faltaba era un visor de pdf. Hoy día, el pdf se ha convertido en un estándar multiplataforma de envio de todo tipo de documentos, y prueba de ello es que el gigante del mercado Google se haya fijado en este formato para integrarlo en su cliente de correo.

La versatilidad de Gmail no tiene límites, quizás sólo le falte un compresor de archivos y descompresor para crear todo un sistema operativo virtual en soporte Web, puede parecer una locura pero las tendencias cada vez apuntan más hacia los teleservicios frente a los servicios locales.

El poder acceder desde cualquier lugar a tu propio sistema operativo es el futuro, un servidor por usuario. Google mantiene ese ímpetu que les ha llevado a ser la principal amenaza de Microsoft en el mercado de internet. Razones de peso le avalan, Microsoft casi da la batalla online por perdida, tiempo al tiempo.


Etiquetas: ,