Cada vez más gente descubre su pasión por los fogones y da rienda suelta a su lado más cocinillas. Cocinar puede ser todo un placer, pero la realidad es que en el día a día apenas tenemos un minuto libre para preparar la comida. El tiempo es oro también para en los restaurantes de los grandes chefs, y por eso te desvelamos algunos trucos de cocinero que te ahorrarán mucho tiempo cocinando en casa.

1. Una cocina bien organizada

La primera clave para triunfar es saber organizarse. El caos solo entorpece el trabajo, haciéndonos perder un tiempo valioso. El popular Jamie Oliver lo dice muy claro en sus libros: tienes que ser dueño de tu propia cocina. Ahorrarás tiempo si te manejas por instinto, sin tener que parar cada dos por tres a buscar algo.

Hay que cocinar de forma fluida, sin atascos. Además de ordenar y tener las encimeras despejadas, procura deshacerte de cualquier objeto inútil que no tenga razón de ser. Los útiles y herramientas de cocinar deben estar cerca de la zona de trabajo, y ordenados según la frecuencia de uso.

2. Limpia y recoge a medida que cocinas

Cualquier profesional cuida al detalle tanto el cocinado como la limpieza, y nadie se marcha hasta que la cocina queda impoluta. En casa a veces se nos olvida que después de servir los platos toca recoger y limpiar, y eso obliga a invertir más tiempo. ¿La solución más práctica? Limpiar a medida que vamos cocinando.

Pon un cuenco grande en la superficie de trabajo para ir echando los desechos y tirarlos todos a la vez, ten a mano el papel de cocina para limpiar los utensilios y coloca todo en el lavavajillas a medida que termines de usarlo. Así, después de comer, con el programa rápido de Samsung WaterWall™ estará toda la vajilla limpia y seca en apenas 55 minutos y con excelentes resultados.

3. Practica la mise en place

El concepto de mise en place es de los primeros que aprende cualquier chef. Se trata de la puesta en escena de todo lo que vas a necesitar para elaborar cada receta. Como defiende Seth Levine, cocinero jefe del Hotel Chantelle de Londres, preparar todos los ingredientes y utensilios te ahorrará tiempo y despistes.

Hay que evitar encender el fuego antes de asegurarte de que lo tienes todo listo. Además de tener los ingredientes pesados y medidos, viene bien sacar cuchillos, tijeras, cucharas, cazuelas, sartenes y ollas, así como comprobar que todos los electrodomésticos funcionan sin problemas.

4. Domina el arte del cuchillo

Un buen cocinero tiene siempre sus cuchillos listos para usar. Casi cualquier receta necesita al menos aplicar un corte y hacerlo correctamente puede ser la clave entre el éxito y el fracaso. Invertir en un buen juego de cuchillos y practicar los tipos de corte también nos hará cocinar mucho más rápido.

Como dice Mikel Iturriaga, a un chef se le reconoce por cómo agarra el cuchillo, con firmeza y tocando la hoja con los dedos índice y pulgar. Irás más rápido, y una verdura bien picada se cocina mucho antes que si solo la troceamos a lo bruto.

5. Aprovecha el calor residual

Al apagar el fuego o el horno no se detiene instantáneamente la cocción, los alimentos siguen cocinándose. Hay que tener cuidado por tanto para no sobrecocer los platos o quemarlos en el horno, pero podemos aprovecharlo a nuestro favor. Por ejemplo, un bizcocho continuará cociéndose si apagamos el horno unos cinco minutos antes.

Las verduras más tiernas, como las espinacas, se pueden echar a la olla con el fuego apagado y la tapa puesta. Y, a la hora de cocinar pasta, es mejor escurrirla un par de minutos antes de lo indicado en el paquete. La cocinera italiana Enrica Barni recomienda hacerlo incluso antes de estar al dente, porque luego se terminará de cocer al mezclarla con la salsa.

6. Ten el congelador y la despensa bien surtidos

Hoy en día pocos podemos comprar ingredientes frescos a diario, pero un congelador y una despensa bien surtidos nos ahorrarán mucho tiempo y esfuerzo. Jamie Oliver aconseja disponer siempre de hierbas secas, salsas, frutos secos y cereales, y también de conservas de legumbres, verduras y pescado.

Cocineros de la talla de Ferrán Adrià aconsejan aprovechar el congelador para las elaboraciones básicas. Prepara grandes cantidades de tu sofrito favorito o caldo, y congela porciones para tenerlas siempre listas. La cebolla picada con ajo o las cremas de verduras también nos ahorrarán mucho tiempo.

7. Ahorra pasos simplificando

Una cocina profesional tiene que ajustar los tiempos al milímetro, y por eso los profesionales recurren a algunos trucos para ahorrar pasos en la cocina. Por ejemplo, como cuenta Sergi Arola, algo tan simple como mezclar la sal y la pimienta ya agiliza mucho todo el servicio de cocina. Para ello solo tienes que separar 50 g de sal común y mezclarla con 50 giros del pimentero, mezclar bien y guardar en un recipiente hermético.

8.  Atempera los ingredientes

Con las prisas a veces sacamos los productos de la nevera y nos lanzamos a cocinar, pero si los dejamos atemperar un poco iremos mucho más rápido y también lograremos mejores resultados. Es un consejo esencial de Thomas Keller, uno de los cocineros más influyentes en Estados Unidos, sobre todo con carnes y pescados. Por ejemplo, al horno le costará más trabajo asar un pollo helado y las verduras de un salteado tardarán más si se añaden directamente de la nevera.

9.  Aprovecha la última tecnología en tu cocina

Y no podemos olvidar la gran ayuda que nos proporciona hoy en día la tecnología del hogar. Nuestros abuelos podían pasarse horas en la cocina, pero nosotros podemos aprovechar las últimas innovaciones para cocinar y recoger mucho de forma más eficiente. Los chefs saben que los electrodomésticos y aparatos de última generación son básicos para que una cocina profesional funcione.

Para Martín Berasategui, la tecnología ha logrado elevar la calidad de los platos y ofrece una mejora en toda la cadena de alimentación, y la cocina de vanguardia de Adrià no sería posible sin avances. Ya en casa Jamie Oliver, aconseja equipar la cocina con buenos aparatos que nos faciliten las tareas, por ejemplo una picadora para no tener que cortar las verduras a mano.

Hoy es fundamental contar con buenos electrodomésticos que nos hagan la vida más fácil en casa agilizando las tareas domésticas. Es el caso del lavavajillas Samsung WaterWall™, que cuenta con los últimos avances en innovación para ofrecer siempre el mejor rendimiento de lavado, adaptándose a las necesidades de cada día.

La tecnología WaterWall™ cuenta con un aspa móvil horizontal que cubre la zona inferior del lavavajillas y se mueve por todo el interior durante el lavado, creando una cortina de agua lanzada a presión de forma vertical. Con esto se consigue una limpieza vertical de esquina a esquina, que llega a todos los rincones. Así se consigue un lavado perfecto más rápidamente, con cualquier nivel de suciedad y todo tipo de vajillas.

Para ahorrar tiempo en la cocina cada paso es importante, desde la compra hasta la limpieza final, y por suerte tenemos a nuestro alcance la tecnología más avanzada para hacerlo más sencillo. Prepara platos deliciosos y deja que sea tu lavavajillas Samsung WaterWall™ el que se encargue del lavado de los platos. Tendrás la vajilla perfecta mientras disfrutas de lo que realmente importa en casa.

Fotos | iStock.com/fotoeduLisovskayavadimguzhvaMarianVejcik

En Tecnología de tú a tú|Nueve errores frecuentes al utilizar el lavavajillas que seguramente te estén dando más trabajo

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar


Etiquetas: , ,