La cocina no es territorio exclusivo de los adultos; también puede ser el espacio ideal para que los niños aprendan y se diviertan explorando nuevos sabores. A los más pequeños les encanta ayudar en casa y es una forma estupenda de enseñarles la importancia de una alimentación equilibrada, con recetas saludables y muy apetecibles que disfrutarán el doble.

La clave está en apostar por elaboraciones que no requieran técnicas complicadas y que no tengan ningún riesgo. Por eso es una gran idea enseñar a los niños a cocinar con microondas, un electrodoméstico muy sencillo de manejar, rápido y mucho más seguro que el horno tradicional o la sartén. Anima a tus hijos a descubrir el chef que llevan dentro con estas sencillas ideas para preparar en casa.

¿Por qué es buena idea motivar a los niños a cocinar?

Una buena alimentación es la base de una vida saludable, por eso nunca es demasiado pronto para que los niños aprendan las claves de la cocina sana. Enseñándoles desde pequeños les transmitimos los valores de una dieta equilibrada y de la cocina casera, animándoles a probar y experimentar con diferentes alimentos.

La cocina es un lugar ideal para compartir buenos momentos en familia y continuar tradiciones con esas recetas de toda la vida, creando recuerdos que permanecerán para siempre. Además de divertirse también aprenden valores como el esfuerzo y el compromiso, y van adquiriendo habilidades esenciales para el día de mañana.

Para motivarles y que no se sientan frustrados lo mejor es asignarles tareas sencillas sin riesgos, incluso con recetas que pueden preparar completamente solos sin la ayuda de los mayores. Con los ritmos de vida acelerados de hoy no siempre podemos estar en casa para prepararles la merienda o la cena, y enseñándoles a cocinar evitamos que acaben comiendo cualquier cosa.

Los últimos avances nos lo ponen mucho más fácil con electrodomésticos como los hornos microondas multifunción. Por ejemplo, los nuevos microondas de la gama Chef Plus de Whirlpool con tecnología Crisp permiten cocinar cualquier alimento en pocos minutos con los resultados de un horno convencional, incluso es posible freír en ellos sin apenas utilizar aceite o cocinar al vapor de forma sencilla y segura, evitando tanto manchas como posibles quemaduras por salpicaduras.

Por su versatilidad, rapidez y facilidad de uso, la cocina con microondas es ideal para los niños. Aprovechando todas las funciones que ofrecen aprenderán rápidamente a preparar ellos solos cualquier plato, desde el desayuno hasta la cena, incluso sin la ayuda de los mayores. ¿Os animáis a empezar con estas recetas?

Tortilla de verduras

  • 200 g de verduras variadas en trocitos
  • 2 huevos
  • 2 cucharadas de leche
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1 pizca de sal

Si los niños son pequeños podemos ayudarles cortando nosotros las verduras en cuadritos, o podemos usar bolsas con mezclas ya listas para abrir y cocinar. Combina verduras variadas al gusto, como calabacín, cebolla, pimientos de colores, berenjena, zanahoria, etc.

Cuece las verduras al vapor con el accesorio especial del microondas Chef Plus, llenando de agua el Bol Steamer hasta la marca indicada. Cocina 5 minutos con la función Steam. Mientras tanto bate con unas varillas los huevos con la leche, el aceite y la sal en el plato Crisp. Añade las verduras, mezcla bien y cocina con la función Crisp durante 4 minutos.

Salmón a la plancha

  • 1 pieza de salmón por persona
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de zumo de limón o naranja
  • 1/2 cucharadita de mostaza
  • hierbas frescas al gusto

Mezcla en un cuenco el aceite con el zumo de limón, la mostaza y unas hierbas frescas al gusto. Pinta el salmón por ambas caras con esta mezcla y colócalo en el plato Crisp.

Cocina con la función Crisp durante 2 minutos. Dale la vuelta al pescado y cocina 1 minuto más o hasta dejarlo al punto que más te guste y sirve con un poco de la vinagreta que habrá sobrado.

Pechuga de pollo con ensalada

  • 1 pechuga de pollo sin piel
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • orégano
  • perejil
  • ajo en polvo
  • pimienta negra molida
  • sal
  • mezclum de lechugas para ensalada
  • croutons de pan
  • queso rallado

Pinta la pechuga de pollo con el aceite de oliva por ambas caras y colócala en el plato Crisp. Sazona a tu gusto con orégano, perejil, ajo en polvo, pimienta y un poco de sal. Introduce en el microondas y cocina con la función Crisp durante 7 minutos.

Prepara mientras tanto la ensalada colocando una base de mezclum de lechuga, croutons de pan y queso rallado. Sirve con la pechuga de pollo recién hecha y añade, si quieres, tomate, bacon o dados de jamón.

Pan pizza con tomatitos

  • 1 barrita de pan o 1/2 baguette
  • tomate frito
  • taquitos de jamón serrano o york
  • tomatitos tipo cherry
  • queso rallado para gratinar
  • albahaca fresca

Corta el pan en dos mitades a lo largo y cúbrelas con tomate frito. Reparte por encima el jamón a taquitos, los tomatitos enteros y cubre con queso especial para gratinar, como mozarella.

Cocina en el plato Crisp con la función Crisp durante unos 10 minutos, hasta que el queso se haya fundido bien y tenga un tono tostado. Sirve con albahaca fresca

Podemos dejar el pan congelado cortado en dos mitades para que los peques lo usen cuando quieran. Solo tendrán que descongelarlo previamente con la función especial Bread Defrost.

Bizcocho de naranja

  • 3 huevos
  • 150 g de azúcar de caña
  • 250 g de yogur griego o natural
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 1 cucharada de ralladura de naranja
  • 180 g de harina de trigo de repostería especial para bizcochos
  • 1 y 1/4 de cucharadita de sal

Engrasar con aceite el plato hondo Crisp y vierte los huevos con el azúcar de caña. Mezcla con unas varillas y añade el yogur, la vainilla y la ralladura de naranja, batiendo ligeramente. Aparte combina la harina con la sal y añádela a la masa a través de un tamiz o colador.

Cocina en el microondas Chef Plus con la función Crisp durante 10 minutos. Espera a que se enfríe un poco antes de desmoldarlo y sirve espolvoreado con azúcar impalpable, si lo deseas.

Brownie fácil de chocolate

  • 3 huevos
  • 150 g de azúcar
  • 1/2 cucharadita de vainilla
  • 4 cucharadas de leche
  • 100 g de aceite de girasol
  • 60 g de cacao puro en polvo
  • 70 g de harina
  • 50 g de nueces

Engrasa con aceite un molde cuadrado o rectangular apto para el microondas y vierte los huevos. Mezcla con el azúcar, la vainilla, la leche y el aceite, batiendo ligeramente con unas varillas. Aparte tamiza con un colador el cacao con la harina, y añádelo al molde. Incorpora las nueces troceadas y mezcla bien.

Introduce en el microondas y cocina con la función Crisp durante 6 minutos. Sirve cortado en porciones, con azúcar impalpable espolvoreado o con una bola de helado de vainilla. Puedes cambiar las nueces por trocitos de chocolate.

Cocinar con microondas multifunción como la gama Chef Plus de Whirlpool es tan fácil y rápido que tus hijos aprenderán rápidamente a preparar ellos solos sus platos favoritos. Disfruta de grandes momentos en familia descubriendo juntos nuevas recetas caseras sin complicarte en la cocina.

Fotos | iStock.com/MikeyGen73tbralninashironosovWavebreakmediaevgenyatamanenko


Etiquetas: , , ,