En plena época de comuniones seguro que tú también te estás preguntando qué regalarle a tu hijo para celebrarlo. Y aunque ya te dimos algunas ideas hace unas semanas, hoy nos centraremos en los ordenadores, uno de los presentes más útiles que puedes ofrecerle a un niño en esta franja de edad (entre los ocho y los diez años).

El amplio abanico de modelos que el mercado pone a nuestro alcance, sin embargo, puede dificultar el proceso de elección porque, ¿cuál es la mejor opción para mi pequeño? ¿Escojo un sobremesa o un portátil? ¿En qué características debería fijarme? Hoy respondemos a estas y otras preguntas clave a la hora de comprarles su primer PC.

Para qué lo va a utilizar: deberes vs ocio

La primera cuestión que tienes que plantearte es para qué lo va a utilizar. Es decir, las características que requiera un niño que vaya a emplearlo únicamente en casa serán muy distintas de otro que pretenda llevarlo al colegio para usarlo como herramienta de trabajo. Respecto a este último uso, puede usarlo, por ejemplo, para acceder a la Intranet del colegio y descargarse los apuntes, para hacer trabajos en Word, elaborar divertidas presentaciones con Power Point, etcétera.

Sus propios gustos también condicionarán la elección, pues los más creativos le sacarán más partido a un dispositivo compatible con lápices ópticos y otras opciones táctiles que el resto; mientras que los amantes de YouTube Kids preferirán los paneles de mayor tamaño y resolución (que, en definitiva, les ofrecen mejor calidad para ver cada detalle). La idea es adaptarlo a sus preferencias y necesidades. Tampoco será lo mismo si le encanta toquetear los vídeos, editarlos, es adepto de herramientas para componer música, tipo Musical.ly, y otras que están triunfando entre los niños de 10 años y que ya comentamos en anteriores artículos.

Precisamente si hablamos de la parte de contenido audiovisual, nuestro hijo necesitará un ordenador más potente y con mayor capacidad de almacenaje -aquí nos fijaremos en el número de gigas (o teras) de la RAM y la ROM-, pues es justo este contenido el que ocupa más espacio; aunque ya incidiremos en estas cuestiones más tarde. Para que pueda subir las reproducciones que modifica sin mayor problema, deberá contar con un procesador lo suficientemente veloz y de última generación. En caso contrario, se verá obligado a soportar largas esperas que condicionarán una de sus aficiones preferidas.

¿Sobremesa, portátil o convertible?

Por otra parte, seguro que te estás preguntando qué será mejor: un ordenador con monitor y CPU al más puro estilo convencional,  o un portátil. Aquí tienes que saber que un PC de sobremesa los limitará un poco más frente a otro tipo de dispositivos. No solo a la hora de llevarlo a otros lugares fuera de casa (que será más cómodo con un laptop o similares), sino también dentro del propio domicilio (para llevarlo de la habitación al salón, por ejemplo).

Con un portátil, sin embargo, siempre contará con la posibilidad de llevarlo consigo independientemente de a dónde se desplace. Algo muy cómodo y un gran punto a su favor, sobre todo si lo va a utilizar en casa para hacer los deberes y también lo necesita en el colegio para enseñar un trabajo de tipo audiovisual, mostrar una presentación, etcétera. Además, actualmente los hay muy potentes y no tienen nada que envidiarle a PCs de mayor tamaño.

Los convertibles son una alternativa muy interesante.  Se trata de ordenadores de aspecto similar al de un portátil pero que pueden “desmontarse”, doblarse, o similares, para utilizarse como una tableta y otros muchos modos Se trata de una opción estupenda para aquellos que prefieren un gadget más versátil, pues con ellos les resultará más sencillo disfrutar de sus juegos preferidos frente al televisor, y visualizar los vídeos de YouTube Kids colocándolo sobre la mesa en las variadas posiciones que suelen ofrecer. Es decir, podrán hacer los deberes en el modo normal, y girar la pantalla y colocar el híbrido de pie para ver una película cuando acaben.

Además, esta clase de “dos en uno” cuentan con pantalla táctil, algo muy cómodo tanto si la utilizamos como un ordenador convencional, como si lo hacemos en el modo tableta. ¿La razón? Que resulta muy intuitivo navegar y acceder a las diferentes herramientas pulsando directamente sobre la carpeta, con un leve gesto de la mano. Algo que a nuestros pequeños les parece mucho más sencillo que coger un ratón o emplear el trackpad (el típico cuadrado táctil que sirve como un mouse ubicado en la parte inferior del teclado).

Que no pese mucho pero sea resistente

Respecto al peso, es más que probable que no quieras que tu hijo lleve suficientes libros en la mochila, como para añadirle los kilos de un ordenador excesivamente pesado. En todo caso, esta elección dependerá en gran medida de si tu hijo va a llevarlo al colegio con mucha frecuencia. Además, los kilos estarán condicionados por las dimensiones totales del dispositivo y por el material.

No obstante, tampoco pierdas de vista si va a utilizarlo con herramientas de dibujo, edición fotográfica o visualización de contenidos como Paint, Gimp, VLC o Illustrator  . En estos últimos casos será aconsejable elegir uno que cuente con una pantalla a partir de 13 pulgadas, mientras que si lo que buscáis es algo más ligero y transportable, escoged uno más pequeño.

El material de la carcasa, por otra parte, también puede influir en esta cuestión (más allá de la estética) e incluso condicionar el precio. Los hay de plástico, de fibra de carbono, aluminio, aleaciones de magnesio y otros, la mayoría bastante ligeros y resistentes que ayudan a eliminar bien el calor generado por el procesador o la tarjeta gráfica.

Cuánto dura la batería

Respecto a la batería, volvemos de nuevo al uso: si va a emplearlo en lugares en los que no tenga acceso directo a un enchufe –probablemente el aula, donde no todos los pupitres se encuentran cerca de uno–, será mejor uno que cuente con una de larga duración. Para la biblioteca nos encontramos ante el mismo caso, e incluso si es un “culo inquieto en casa” y prefiere llevarlo de aquí hacia allá, mejor uno con mucha autonomía.

Para elegirlo correctamente, tendrás que fijarte en el número de mAh de la batería, así como en las horas que asegura durar en pleno funcionamiento. En algunas ocasiones podemos confundirnos con el tiempo de reposo o con otro tipo de uso, por ejemplo, si está haciendo los deberes, sale de la habitación para merendar, y se apaga la pantalla. El consumo no tendrá nada que ver con si está viendo una presentación o clase online de su profesor.

Que venga con Microsoft Office 365 de serie

Que el ordenador venga con problemas preinstalados, que tu hijo utilice habitualmente, será otra gran ventaja. Fíjate sobre todo en que cuente con Microsoft Office de serie, una suite ofimática imprescindible para los más pequeños pues, desde el momento de la compra, les estarás ofreciendo un procesador de texto, herramientas de presentación como Power Point y otras como Excel, OneNote, y OneDrive que les serán de gran ayuda para organizarse, llevar a cabo sus documentos escolares, guardar sus proyectos en la nube y tomar notas, entre muchas utilidades.

Respecto a esta última aplicación OneDrive, dispondrán de hasta 1TB de almacenamiento, donde podrán almacenar todo lo comentado, acceder a los trabajos de la escuela, disfrutar de una película, y ver fotos de sus amigos y compañeros de clase.

No te olvides tampoco de instalarle un antivirus y de informarle de los parámetros básicos de seguridad con los que debe actuar online (y las consecuencias de no hacerlo). No se trata de alarmarle, sino de educarle y hacerle consciente de que sus actos pueden afectar a otros y a ellos mismos de un modo que, a priori, quizás no imaginan. Infórmale también de los comportamientos como el ciberbullying, el sexting, los trolleos y el grooming frente a los que se puede topar y enséñale a evitarlos. La comunicación es clave en este punto.

¿Cuánto es poca o mucha memoria?

Para acabar, la capacidad de almacenamiento del dispositivo deberá adaptarse también a sus necesidades. Es decir, si pretende utilizarlo con la suite ofimática citada y guardar documentos, no requerirá de demasiado espacio, mientras que si desea utilizarlo con herramientas de diseño, para guardar vídeos y fotografía, cuantos más gigas, mejor.

Por supuesto, tampoco deberías perder de vista las prestaciones fotográficas, el tipo y cantidad de puertos (usb, HDMI y más), si cuenta con grabadora o no, Bluetooth, el sistema de sonido, y otras cuestiones. La relación entre la calidad y el precio serán igualmente importantes.

HP Pavilion 13-u105ns

El HP Pavilion 13-u105ns es un portátil dos en uno cuya pantalla táctil de 13,3 pulgadas cuenta con una bisagra en la parte inferior que nos permitirá doblarla hasta 360 grados sin dificultad alguna. Un convertible ideal para ver vídeos en modo atril, jugar en el modo tienda de campaña (que precisamente crea esta forma) o utilizarlo como tableta (plegándolo por completo como si de un libro se tratara).

Además, viene con una RAM de 12GB y una memoria interna de 1TB, salida HDMI, lector de tarjetas SD multiformato, un procesador Intel Core de séptima generación, y una tarjeta gráfica Intel HD Graphics. Esto último será fundamental para aquellos pequeños que adoren pasar horas editando vídeos y fotos, y subiéndolos a la red, pues les proporcionará una experiencia mucho más ágil y fluida. Al comprarlo obtendrás una suscripción de Office 365 de un año. Está disponible, además de en dorado, en plata.

 HP Pavilion 13-u105ns

Portátil HP 14” Stream 14-ax003ns

Se trata de un portátil con pantalla de 14 pulgadas y diseño blanco perfecto tanto para llevar al colegio como para utilizar en casa. Un potente dispositivo que favorecerá su productividad, agilizará sus tareas, y que ofrece un rendimiento notable.  Además, su panel es táctil, algo muy cómodo si lo quieren usar como una tablet, para utilizar las carpetas y moverlas directamente pulsando sobre ella, e incluso para interactuar con la diferentes herramientas de presentación.

Por su interior corre un procesador Turbo Boost Intel Celeron N3060 a 2,48 GHz. Otras de sus virtudes la encarnan su RAM de 4GB y su capacidad de almacenamiento interno de 32GB, ideales para un primer PC. Esta memoria les dejará guardar todos sus trabajos de clase y documentos de Office sin problemas de espacio. La suite Office 365 instalada de serie tiene todas las ventajas comentadas en puntos anteriores que ofrece (espacio en la nube, aplicaciones para presentaciones, escribir, y más).

 Portátil HP 14'' Stream 14-ax003ns

Portátil HP 14” Stream 14-ax001ns

Este portátil cuenta con una pantalla de 14 pulgadas, un diseño portátil, y una potente antena WiFi que le permitirá cambiar de los deberes a sus programas favoritos con mucha facilidad. Además, cuenta con un diseño ligero y muy fino, muy cómodo de transportar. También incluye la suscripción de Office durante un año y el acceso ilimitado a música y contenidos para clientes HP.

 Portátil HP 14'' Stream 14-ax001ns

Portátil HP 11,6″ Pavilion 11-u013ns

Una de las grandes ventajas de este portátil de 1,41 kg es la facilidad con la que podrán transportarlo para llevarlo al colegio y la biblioteca, pues cuenta con solo 11,5 pulgadas de pantalla. Además, esta es HD táctil, muy sencilla de usar. Bajo su carcasa encontramos un Intel Celeron N3060, a 2,48 GHz, una RAM de 4GB, y un disco duro de 500GB, más que suficientes. Incluye una suscripción anual a Microsoft Office (perfecta para sus presentaciones, para hacer los deberes, presentar trabajos en Word y guardar sus fotos y vídeos en la nube) y también está disponible en dorado.

 Portátil HP 11,6

En Tecnología de tú a tú | Regalar tecnología a los niños: ¿en qué me debo fijar?

Imágenes | iStock: Polkekwanchaichaiudom


Etiquetas: ,